Featured Looks Travel

Saint Lary Soulan

Febrero 3, 2017

Hola Amores! Como ya habéis visto por redes sociales, acabo de llegar de pasar unos días en Francia en la estación de esquí y en el pueblo de Saint-Lary. La verdad es que no tengo palabras para describir lo que allí he vivido, es una zona donde todo está pensado he ideado para que todo el que vaya a pasar unos días pueda disfrutar y sacar el máximo partido a su estancia, tanto si es esquiador como si no lo es, como es mi caso.

Pero mi chico si esquía y se lo ha pasado de maravilla. Os cuento por palabras de él un poquito sobre las pistas y luego os cuento yo de todo lo demás. En lo que a pistas y a estación se refiere, hay más de 100km esquiables. Esto hace de ella una estación para todos los públicos, siendo para las familias uno de los centros de esquí referentes. Con infinidad de pistas y zonas para todos los niveles; desde los más expertos en las pistas negras hasta las más largas azules y verdes que se encuentran perfectamente comunicadas. Esto te permite esquiar por un gran dominio sin necesidad de tener que pasar por pistas rojas o de mayor dificultad, en caso de no ser demasiado experto. Dando posibilidad de esquiar desde las cotas más altas hasta el parking disfrutando de el espectacular paisaje que nos ofrecen los Pirineos franceses.

A la estación de Saint-Lary se puede acceder por varios medios, o bien desde el telecabina que sale desde el pueblo, o en autobús municipal que cada 10 min más o menos sube y baja a esquiadores. También está la posibilidad de subir con vuestro propio coche, aunque debo decir que la normal es dejar el coche aparcado en el parking y utilizar el telecabina o el bus ya que aunque tienen la carretera en perfectas condiciones es más seguro acceder por uno de estos medios si ha nevado.

Y después del esquí, viene el après ski que es la parte que a mi particularmente más me gusta de mundo nieve. El pueblo cuenta con cientos de alojamientos, 30.000 camas en total, en los que disfrutar de los servicios que alguno de ellos ofrece como el Hotel Mercure, donde nos alojamos. Cuenta con spa y una zona de relax para disfrutar en familia en el Sensoria Rio, también cuenta con boutiques especializadas en material de esquí y snowboard así como otras dedicadas más al après ski con prendas con un glamour diferente, ya que estar en una zona de nieve no significa que no podamos ir a la moda.

La arquitectura de la zona es muy singular con casitas de piedra, madera y pizarra acondicionadas para la climatología del lugar. Con grandes tejados puntiagudos para impedir que importantes cantidades de nieve se acumulen en la cubierta, como habéis podido ver en redes sociales. En definitiva es un lugar idóneo para todos los públicos ya que o bien en pareja o con amigos o con familia se puede disfrutar y sacar el mayor partido a la zona que yo ya llevo en mi mente y en mi corazón y que seguro será un sitio al que volveremos pronto. ¡Un lugar que recomiendo! Pensad por un momento estar viendo nevar y unas espectaculares vistas mientras tomas algo o desde la ventana del alojamiento mientras descansas calentito al calor de la chimenea, ¿no os parece super apetecible?

 Sergio & me: Total look by Superdry

También te puede interesar

3 Comentarios

  • Contestar Irene Febrero 3, 2017 en 10:01

    ¡Laraaaa! 😀

    Qué suerte haber podido disfrutar unos días por allí!! Tiene que ser genial 🙂

    La última foto es una pasada!!!! Me alucinaaaaaa 😉

    Y a ti y a Sergio se os ve super felices 😀

    Besos bella, xx

  • Contestar Ewa Macherowska Febrero 3, 2017 en 10:37

    Perfect place <3

  • Contestar Gemeladas Febrero 3, 2017 en 19:19

    ¡Qué chulada! la última foto es impresionante.
    Besos.

    Gemeladas

  • Responder